Como ser un buen jefe. Parte I. La comunicación

He de decirte que yo los consejos que voy a darte es de un tipo de Liderazgo democrático y participativo, es el que más me gusta a mí porque es el que motiva a los trabajadores, y no hay nada peor en un trabajo que unos empleados desmotivados, porque si no no trabajan por la empresa, esta es mi opinión.

Este post va dirigido a esos jefes que ven que sus empleados están cometiendo errores, o que necesitan dar unas directrices y no saben cómo hacerlo sin parecer fríos y controladores o simplemente quieren comunicarse de una manera más adecuada con sus empleados.
Considero muy importane que los jefes puedan tener con sus empleados al menos una vez al año (aunque pueden ser más si es necesario) una reunión en la que poder tener feedback, en la que poder comunicarse, al fin y al cabo, no sólo para el beneficio de la empresa si no también para el beneficio personal, de este modo el personal subordinado puede ver en su jefe una persona de confianza y esto puede generar un clima de tranquilidad en el empleado que impulse sus puntos fuertes, todo ello lo que se consigue es un empleado fuerte, con ganas de trabajar y darlo todo por la empresa.

Lo primero es notificar a tu empleado que vas a tener una reunión de feedback con él, el feedback es una conversación en la que tu expones y la otra persona expone, el objetivo es conseguir llegar a un entendimiento y una especie de contrato verbal donde cada uno va a poner todo de su parte, tú, como jefe y él como empleado, para mejorar el trabajo por el bien de la empresa, cuyos beneficios van a ir direccionados a los dos.

Al notificar que vas a llevar a cabo esta entrevista lo que haces es prepararle, es decir él va a tener tiempo de pensar y de preparar lo que va a decirte, si le pillas de sorpresa puede ser algo fatal. Debes estar preparado para escuchar lo que tenga que decirte, puede ser que algo no la esté gustando y entonces te lo dirá y eso es bueno porque esa comunicación puede hacer que mejore mucho su trabajo.
 
El día de la reunión tú empezaras a hablar, por supuesto, ya que tú eres el jefe y has convocado esta reunión, en todo momento la reunión la dirigirás tú, tú tendrás el guión y lo seguirás como más te guste, y cuando acabes un punto del guión será que hable el empleado.
Aquí te pongo los puntos del guión:

1.- Explicación de lo que significa la empresa y cómo la creaste y por qué y todo el éxito que has conseguido y cómo es de importante que los que trabajen en ella pongan toda su dedicación para que la empresa siga teniendo éxito. También debes explicarle lo importante que es tener motivación para conseguir éxito y que esta debe ser una cualidad indispensable a la hora de trabajar.
También le puedes detallar que todo el mundo comete errores, pero que la motivación, dedicación y pasión por lo que se hace debe ser imprescindible a la hora de mejorar esos errores y por lo tanto la calidad del trabajo.

En este punto empieza la técnica llamada “sandwich” . Aquí lo que se pretende es empezar por lo positivo, puntos fuertes, después se le cuenta los puntos débiles y qué hacer para mejorarlos y por último se le resalta qué es lo que hace que a ti te guste él como empleado. Esto se hace así porque lo primero y lo último es lo que más se nos queda en el cerebro a los seres humanos, si se va con una sensación positiva de la reunión, estará mucho más motivado para cambiar y mejorar los puntos débiles que tiene.

2.- Entonces en el punto dos, empiezas a contarle por qué le contrataste, que estas muy contento con la elección que hiciste y que sabes y confias en que va poner todo de su parte para mejorar. Aquí puedes incluir algunos adjetivos que te gusten del empleado como simpático, atento, generoso, aplicado… lo que tu creas.

3.- En este tercer punto, debes explicarle muy detalladamente cuales son los puntos a mejorar. Aquí debes ser muy objetivo. Debes especificar muy bien qué es lo que quieres que se haga para que no tenga ninguna duda y pueda hacerlo. Por ejemplo, si tienes una tienda de ropa, si tu quieres que se ordene algo de la tienda de determinada manera “Me gustaría que repusieras las bolsas sin que yo tenga que decírtelo” o “me gustaría que pudieras organizarte todas las cosas que tienes que hacer sin que yo tenga que decírtelo”  Por eso te digo que aquí debes ser muy muy detallado, cuanto más detallado seas más facil será que cambie esas cosas.
Yo siempre recomiendo que aquí le hagas sugerencias.

4.- Por último, como te decía debes acabar con algo positivo, esto significa, que puedes felicitarle por el trabajo durante el tiempo que lleve en la empresa, también puedes recordarle algún logro que haya tenido desde que está allí o destacar algo que haya hecho en su trabajo por lo que te sientas orgulloso. Esto ya te digo que es muy importante para que se vaya de la reunión con buen sabor de boca y con ganas de seguir y de mejorar las cosas.

5.- El útlimo punto es en el que le das la posibilidad al empleado de hablar y contar que cosas le gustan y que cosas le disgustan del trabajo. Hablalé de que para tí es muy importante su opinión, que tu también eres una persona y que como jefe quieres saber qué piensa su empleado e incluso también le puedes decir, si lo ves apropiado, que eres amante de las personas, que aprendes siempre de todo el mundo que te rodea y que por todo esto te gustaría saber qué tiene ella que decir. Es muy importante aquí, que le digas que debe hablar tanto de lo positivo como de lo negativo.
Este punto es de vital importancia, ya que aquí le estas diciendo a tu empleado que con lo que el tiene que decirte también puedes mejorar.

6.- Dudas. Aquí puedes preguntarle si tiene dudas, y aclararlas, que quede muy claro todo es importante para que se empiece a trabajar bien.

7.- Este punto es importante si el objetivo de la reunión es que haya algún cambio muy concreto en la manera de trabajar , aquí si quieres por escrito o no, se debe hacer un resumen donde quede especificado qué cosas deben mejorarse, cómo se va a mejorar, quién lo va a mejorar y si lo ves necesario, y yo creo que sí lo es, temporalizarlo, es decir, poner una fecha donde evaluar y ver si se han conseguido los acuerdos llevados a cabo. En esa fecha habrá otra reunión donde se evaluará.
Si el empleado tiene una fecha donde se la va evaluar es más facil que empiece a cambiar cuanto antes.

Este punto es muy delicado, a veces, y dependiendo del tipo de trabajo y de empleados, la evaluación suele ser causa de desmotivación, por lo que aquí tienes que valorar tu si es necesario o no.

8.- Despedida. Aquí en la despedida, se da las gracias por el espacio de comunicación, se puede hablar distendidademente de cualquier otro tema por si hay que suavizar y se cierra la reunión.

Me gustaría decirte que en mi experiencia, no sólo como trabajadora si no también como persona pienso que lo más importante de todo es la comunicación, cuanta más comunicación tengas, cuanto más transparentes seais el uno con el otro, mucho más fluido será el trabajo, o tu relación interpersonal, piensa que si tu puedes comentarle todas las cosas que te gustan y te disgustan menos quemado estarás, ya que cada uno asumirá sus responsabilidades.
Y también si la otra persona ve que tiene un espacio en el que poder hablar de lo que siente, estará mucho más relajado y se sentirá mucho más agusto no sólo en el trabajo sino en la vida en general.

4 comentarios

  1. Que genial! Ojalá todos los jefe pudieran leer esto asi todos nos sentiríamos mejor y el trabajo y la motivación serían mejores!
    Q buen post! Espero mas! 🙂

  2. Muchas gracias por comentar!!
    La verdad es q todo es más fácil cuando estamos motivados :))

  3. Sería fenomenal para las relaciones laborales pero normalmente las reuniones entre jefe y empleado son para todo lo contrario.
    Necesitan un psicólogo como tú .
    Tanto los jefes como los empleados.

  4. Muchas gracias!! Espero q eso vaya cambiando 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *